jueves, 3 de enero de 2013


El tiempo es muy lento para los que esperan,

muy rápido para los que tienen miedo,

muy largo para los que se lamentan,

y muy corto para los que festejan.

Y para los que aman...

           para los que aman, el tiempo es eternidad.
                
W. Shakespeare.